Berberecho

berberecho resum

Biología y hábitat: El berberecho (Cerastoderma edule) tiene una concha formada por dos valvas que cerradas tienen forma de corazón. El color de la concha es muy variable, de blanco sucio a marrón oscuro, y está fuertemente marcada por estrías. En el interior se encuentra una bolita de carne (la parte comestible del berberecho) y posee además un pie de color anaranjado y terminado en punta que le permite desplazarse. ¡Incluso puede dar saltitos!

Es una especie de crecimiento rápido y vida corta, que alcanza la talla de 3 cm en 1-2 años y puede llegar a medir 5 cm. Ingiere el alimento mediante filtración de agua y vive enterrado en fondos arenosos o fangosos hasta profundidades de unos 10 metros, cerca del litoral, estuarios o en los lechos de las rías.

El berberecho es además una especie capaz de soportar condiciones ambientales extremas con alta polución, motivo por lo que es frecuente encontrarlo en zonas próximas a las desembocaduras de los ríos y esteros, donde la salinidad y la temperatura son fluctuantes.
Presenta un amplio periodo de reproducción, desde noviembre a julio, siendo generalmente los meses de mayo y junio los de mayor puesta.

Distribución: Se distribuye por el Atlántico, desde Noruega y el Mar Báltico hasta la costa del oeste de África, llegando hasta Senegal, así como en el Mediterráneo y Mar Negro.

Pesca/Cultivo: La recogida de esta especie se hace durante la marea baja con azadones o rastrillos en la modalidad de marisqueo a pie (mayoritariamente practicada por mujeres), y desde embarcaciones con rastrillos, ganchas u otras artes. En todo caso, en España estas actividades están reguladas mayoritariamente por las comunidades autónomas y por tanto la época de veda, las zonas autorizadas, las capturas máximas permitidas, así como las tallas mínimas, suelen ser variables en función de las normativas de cada comunidad o región.

El berberecho también se cultiva en acuicultura extensiva en la cornisa cantábrica y el noroeste peninsular. Así pues en nuestros comercios podemos encontrar berberechos procedentes de la captura en el medio natural o de las cosechas obtenidas en acuicultura.

Comercialización: Lo podemos encontrar fresco (vivo), congelado, desconchado (previamente cocido), salado y en conserva al natural.

Posibles Confusiones: El berberecho común aquí tratado puede confundirse con varias especies muy similares y que también están presentes en nuestros comercios, entre las cuales están el berberecho verde (Cerastoderma glaucum) que tiene un tamaño menor y cuya carne se considera de menor calidad que el berberecho común o bien el corruco, (Acanthocardia tuberculata), cuyo tamaño es superior y cuya carne suele destinarse en conserva bajo la denominación de langostillo. En ambos caso se trata de especies del litoral atlántico y mediterráneo.

Impactos y amenazas: A pesar de la rápida recuperación potencial de estos organismos y que es capaz de soportar condiciones extremas ambientales, la degradación generalizada del medio y disminución del hábitat natural, junto con el furtivismo y una mala gestión de la extracción de bivalvos, pueden llegar a afectar a las poblaciones naturales de berberechos.

Estado de las poblaciones: A nivel global, existe poca información relativa al estado de sus poblaciones, siendo las diferentes comunidades autónomas las responsables de regular su extracción. Aunque por lo general, cuando no hay una correcta gestión y existe furtivismo, puede ocurrir sobreexplotación y agotamiento local de ciertas poblaciones de berberechos.

¿Sabías qué? Su forma acorazonada hizo que en un principio se le diese el nombre de corazón comestible.

Continuar leyendo Sección IV – Algunas fichas: Sepia.

• • • •

Para adquirir la guía y acceder a todo su contenido visitar: el Tenderete-Libros en Acción.

Ecologistas en Acción agradece la reproducción y divulgación del contenido de este libro siempre que se cite la fuente.